3 ene. 2010

Las contraseñas débiles, siguen siendo el peor enemigo de la seguridad

Los malos hábitos siguen siendo el mayor riesgo a la seguridad informática, como lo confirma un estudio realizado en el Reino Unido (UK), sobre la utilización de contraseñas seguras.

Según el diario "El telegrafo" del UK, un reciente estudio muestra que prácticamente la mitad de los usuarios de Internet en ese país, casi 16 millones de personas, aún mantienen la misma contraseña para la mayoría de los sitios web, y de ellos, 1.7 millones la utiliza como única para todo.

Curiosamente, en nuestra vida diaria no nos llama la atención utilizar diferentes llaves para abrir nuestro automóvil o nuestra casa, sin embargo se hace difícil mantener diferentes contraseñas para nuestra vida digital.

Se ha comprobado que los atacantes intentan descifrar las claves no solo con las palabras más usuales que podrían utilizarse, sino también mediante los "ataques de diccionario", en el cual se utilizan todas las palabras existentes allí. Otros métodos suelen usar las combinaciones de palabras con fechas clave de la posible víctima, tales como las de su cumpleaños o las de sus hijos, fecha de casamiento, edades, etc.

Algunas empresas como Microsoft y sus afiliadas, dentro del formulario de ingreso a sus servicios, exigen que la contraseña tenga 6 caracteres como mínimo. Otras, como Twitter, han ido más allá, bloqueando el uso de ciertas palabras obvias, tales como nombres de equipos de futbol o marcas de automóviles, secuencias como "12345", o siglas famosas como "NCC1701" (muy conocida por los amantes de Star Trek).

Pese a que actualmente la mayoría de los sitios de la red han estipulado que el usuario debe incluir en su contraseña como mínimo 2 números, esto parece no haber impactado en la conciencia de seguridad de los usuarios.

En la actualidad un buen ejemplo de contraseña difícil de descifrar (aunque nunca imposible de hacerlo), contiene no solo letras y números intercalados, sino también símbolos. Incluso ayuda alternar las mayúsculas con las minúsculas. Pero además de ello, se aconseja cambiarla con determinada frecuencia y lo que es muy importante, utilizar diferentes contraseñas para cada acceso solicitado.

Fuente: Enciclopedia Antivirus

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar un comentario en Segu-Info
Si vas a dejar una consulta, procura tener habilitado tu perfil en Blogger o deja una forma de contacto.

Gracias por comentar!