25 ene. 2016

Justifican inspección de mensajes emitidos desde cuentas corporativas

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), ha emitido una sentencia que nos ha parecido conveniente comentar porque -amén de cuestiones laborales- afecta a la privacidad en Internet y sienta precedente en toda la Unión Europea.

La sentencia, básicamente, justifica la inspección por una empresa de los mensajes privados de los empleados si son emitidos desde cuentas corporativas, bajo argumentos que ya han sido utilizados en fallos similares por los altos tribunales españoles.

El caso se remonta a 2007. Una compañía rumana despidió a un ingeniero de ventas por incumplir el reglamento de régimen interno de la empresa que prohibía el uso de sus recursos con fines personales. La empresa encontró transcripciones (45 páginas en una semana de monitorización) de comunicaciones personales con su hermano y con su novia a través del chat de Yahoo!.

El ingeniero recurrió el despido y presentó una demanda por violación de su correspondencia y comunicaciones que fue rechazada por los tribunales rumanos y que terminó llegando al Tribunal Europeo.

En la sentencia final, el TEDH avala la vigilancia de las comunicaciones "para demostrar la infracción disciplinaria" y califica la actuación empresarial como "equilibrada" entre la lectura de mensajes privados de un empleado por parte de su empleador y el mantenimiento del derecho a la privacidad.

El Tribunal recuerda que todos los empleados estaban informados de la prohibición de uso de las cuentas corporativas para asuntos personales, algo que la empresa tiene obligación de realizar (por escrito), así como cuando monitoriza las cuentas corporativas de los empleados.

Concluyendo. Todos, alguna vez, hemos utilizado cuentas o recursos de nuestra empresa en Internet. Sin pasarse, no tienen consecuencias, pero cuidado, la empresa puede monitorizar legalmente tus comunicaciones y despedirte por ello avalado por los tribunales y sin tener en consideración otros derechos como el de la privacidad.

Para ello, la ley exige que la empresa haya comunicado previamente y por escrito a sus empleados la prohibición de uso de recursos empresariales y la monitorización de las comunicaciones cuando se utilizan los mismos. Incluso, el tribunal Constitucional español, consideró que la comunicación personal de estas normas no eran necesarias cuando estaban recogidas en el convenio colectivo.

Ya sabes. Si valoras tu privacidad y tu empleo, cuidado con el uso de cuentas de correo electrónico, servicios u otros recursos de Internet corporativos para cuestiones personales.

Fuente: Muy Seguridad

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar un comentario en Segu-Info
Si vas a dejar una consulta, procura tener habilitado tu perfil en Blogger o deja una forma de contacto.

Gracias por comentar!