3 jun. 2015

2015 ya es el año del cibercrimen y las APT

Cualquiera puede estar en el punto de mira del francotirador digital, que aguarda escondido tras el muro de unos y ceros, y puede elegir como víctima algo tan grande como un estudio de Hollywood o tan pequeño como un usuario particular. Los métodos y motivos son múltiples, desde los fines políticos a los que buscan hacer un buen negocio.

La compañía rusa Kaspersky ha bloqueado 2.200 millones de ataques durante los primeros tres meses de 2015: el doble que en el mismo trimestre del año pasado. La empresa también contabiliza un gran aumento en su recuento de malware diario (todo programa que intenta infiltrarse o dañar un ordenador), que ha pasado de los 160.000 a los 225.000, un 40%. La compañía antivirus rusa Kaspersky ha bloqueado el doble de ataques durante el primer trimestre de 2015 que en el mismo periodo de 2014
Una de las razones apuntadas por Kaspersky para este aumento es el enorme alcance de los ataques internacionales ocurridos en este trimestre. En la misma línea, hace solo un mes, Microsoft apuntaba en un post de su blog oficial el aumento destacado del macromalware, ataques a través de emails falsos que imitan a instituciones públicas o empresas, como el que sufrieron miles de cuentas de correos españolas en abril.

Los cibercriminales parecen seguir al pie de la letra las tendencias: en su punto de mira se sitúa sobre todo el móvil. El estudio de Kaspersky indica que los programas maliciosos dirigidos a este dispositivo se han triplicado. Los ciberataques pretenden obtener dinero con los datos bancarios del usuario. Para ello, el malware que ha infectado el móvil replica el aspecto de una gran marca, Google por ejemplo, y le pide al usuario que ingrese la información de su tarjeta de crédito. A veces se llega al sarcasmo: se han dado casos de ataques que justificaban el solicitar esta información por la necesidad de "luchar contra la delincuencia informática". Otro estudio de un gigante en los antivirus (Symantec, los creadores del Norton) apuntó en su estudio anual de 2014 que casi una de cada cinco aplicaciones para Android es un programa malicioso.

Por países, algunos de los países y territorios que sufren mayores índices de ataques son China, gran parte de Latinoamérica —Perú sería el más infectado según Panda— u Oriente Medio —Siria, Catar o Argelia resultan especialmente castigados. En cambio, el territorio más seguro para blindarse contra la infección es Europa, con Noruega, Suecia, Francia, Reino Unido o Portugal como regiones relativamente seguras para navegar en la red.

Fuente: El País

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar un comentario en Segu-Info
Si vas a dejar una consulta, procura tener habilitado tu perfil en Blogger o deja una forma de contacto.

Gracias por comentar!