22/4/2012

RapidShare publica un manifiesto contra la piratería

RapidShare, uno de los cyberlockers más utilizados para descargar archivos en todo el mundo, ha publicado un manifiesto en el que aparecen las directrices que, en su opinión, deberían seguir todos los servicios de almacenamiento de archivos en la nube para combatir la piratería. La compañía asegura que hará todo lo que esté en su mano para evitar las infracciones de derechos de autor.

Después de que el FBI cerrase Megaupload, varias compañías restringieron su servicio o aumentaron su colaboración con las autoridades. Una de ellas fue RapidShare, que siempre ha tratado de evitar que su web se utilizase para compartir archivos protegidos por copyright.

La empresa de origen alemán con sede en Suiza explica en su manifiesto que la importancia de los servicios de almacenamiento en la nube ha aumentado y ya se han convertido en “una característica importante de las plataformas de computación modernas”. De hecho, afirman que este tipo de almacenamiento ha llegado a ser “un componente necesario” para todo tipo de negocios móviles e, incluso, estilos de vida.


Sin embargo, esto también ha hecho que se produzcan abusos en RapidShare, a pesar de que han “trabajado diligentemente en múltiples frentes” para distinguirse como una “empresa responsable”, motivo por el que han publicado este manifiesto, que está abierto a debate.

Así, consideran que todos los servicios de almacenamiento en la nube deberían dar “todos los pasos necesarios” para cumplir con la ley de protección de derechos de autor de Estados Unidos (DMCA).
Para ello deben tener a una persona encargada de recibir las notificaciones de infracción que, una vez procesadas, supondrán la eliminación del material infractor o del acceso al mismo. Por otro lado, no creen que se deba recompensar a los usuarios cuyos archivos tengan un gran volumen de descargas, pues opinan que es una actitud que fomenta la piratería.

Privacidad
No obstante, la compañía incluye junto a estas recomendaciones básicas otras como dar a los protectores del copyright la opción de eliminar las cuentas de aquellos usuarios cuya actividad sea sospechosa.
De este modo, creen que los servicios deberían borrar las cuentas de los usuarios “no sólo con pruebas de que son infractores, sino cuando suficientes poseedores de derechos de autor hayan puesto su conducta en duda”.
Asimismo, RapidShare llega a considerar que sus colegas deberían actualizar sus políticas de privacidad para que establezcan que “los proveedores de servicio tienen derecho a inspeccionar los archivos” de los infractores que hayan sido acusados en repetidas ocasiones o de quienes violen estos términos de servicio y no justifiquen sus acciones.

Fuente:  TICbeat

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar un comentario en Segu-Info
Si vas a dejar una consulta, procura tener habilitado tu perfil en Blogger o deja una forma de contacto.

Gracias por comentar!